Que visitar en TANDIL

TANDIL es una ciudad maravillosa si lo que se busca es encontrar muchas cosas para hacer con chicos. O también es maravillosa si se quiere perderse dentro de un libro en una reposera a orillas del lago. O también es maravillosa si se quieren realizar deportes extremos. O también es maravillosa si se quiere disfrutar de buena gastronomía.
En fin, Tandil es una ciudad maravillosa y punto.


En vísperas de vacaciones de invierno, esta propuesta esta orientada a familia con niños. Tandil es una ciudad muy amigable con los niños. Cuando la visite, mis hijos tenian 4 y 7 años y la experiencia fue excelente. Siempre quedan propuestas para descubrir. Aca les dejo mi “roundtrip”.


DIA 1
LA PIEDRA MOVEDIZA, EL GIGANTE CAIDO
Que mejor que arrancar por lo clásico. En 1912, La Piedra Movediza se desengarzó de su milenaria armadura y yace partida en 3 pedazos al pié de una ladera profunda.
Pero en el  2007 fue inaugurada oficialmente la réplica de La Piedra Movediza en el lugar donde antiguamente se encontraba, llamándolo Parque Lítico de La Piedra Movediza de TandilSe incluyó un nuevo circuito de descenso con escaleras desde lo alto del Cerro y la instalación de un deck de madera que permite una excelente vista desde la cima. La réplica está compuesta por un entramado metálico, con una cobertura realizada con resina con fibras sintéticas. Se encuentra anclada sobre una placa base de unos 3 metros cuadrados en el lugar exacto en el que se encontraba la original, con la misma textura, forma y color.

Es un excelente entretenimiento para grandes y chicos (fui con mi hijo de 4 años y es perfectamente seguro y fue muy divertido para el)


¿Cómo se llega? Se encuentra a unos 3 km del centro de la ciudad, accediendo por la intersección de Av. Lunghi y Dante Alghieri. Se puede llegar en auto, moto, bici y colectivo (línea 503, color azul)


EL CENTINELA, OTRA PIEDRA FAMOSA 


El Centinela es otra piedra que encierra algo de historia, de leyenda y de Geografía. Se ubica en el Cerro que lleva el mismo nombre  y es un enorme granito  que fue tomando su forma a través de milenios y el efecto de las lluvias, los vientos y del sol. 


Lleva este nombre porque según la leyenda, en los primeros tiempos del Fuerte Independencia había una joven y atractiva muchacha llamada Amaiké, nieta de un cacique y una extranjera cautiva. Sus habilidades para no ser vista en la oscuridad y para desplazarse entre los cerros sirvieron para ayudar a su tribu contra los avances del blanco. Los aborígenes la respetaban y endiosaban, pero uno de ellos en particular, de nombre Yanquetruz, la contemplaba desde lo alto de un cerro esperando por horas su aparición. Poco a poco, él fue acercándose y encontrándose con ella hasta que ganó su confianza y finalmente su amor. 
La historia de la joven llegó también a oídos de los pobladores del Fuerte. Dos arrogantes soldados afirmaron poder capturarla y, a pesar de defenderse con valentía, Amaiké fue tomada presa. Aprovechando un descuido, la joven consiguió huir y con sus manos atadas se metió en la oscuridad de la noche donde la desgracia hizo que encontrara un profundo foso de agua del que no pudo escapar.  Sin embargo, su recuerdo no se apagaría tan fácilmente, al menos no para Yanquetruz, que sin conocer la suerte de su amada continuó esperando verla aparecer desde lo alto del cerro. Su imagen allí arriba, rígida y firme, se volvió habitual y, producto de algún misterio, se convirtió en piedra.



Además de esta piedra, el Cerro consta de un Complejo que cuenta con locales gastronómicos, una aerosilla panorámica, alojamientos en las cercanías, riquísimos productos regionales y la posibilidad de realizar actividades como cabalgatas, cuatriciclos, mountain bike, tirolesa, paintball y rappel, entre otros.



¿Cómo se llega? Se encuentra a unos 5 km del centro de la ciudad. Se accede desde la Av. Estrada y su continuación por calle de tierra. Se puede llegar en auto, moto y bici.



DIA 2

EL LAGO DEL FUERTE


El lago y su entorno es otro de los atractivos destacados de Tandil, constituyendo un lugar habitué para los tandilenses y de paseo imperdible para los turistas. Tuvo su origen a partir de la construcción del dique luego de la inundación del año 1951. Este dique tiene como finalidad contener las crecidas de las aguas que bajan de las sierras y prevenir así nuevas inundaciones, regulando el caudal y liberándolo cuando es necesario a través de sus 20 bocas hacia el entubado del arroyo del Fuerte. 


El espejo de agua tiene 19 hectáreas de superficie y es una excelente invitación para la práctica de diversas actividades: el circuito alrededor del lago es transitado por vehículos, ciclistas, corredores y peatones. Está rodeado de múltiples áreas de descanso con grandes arboledas y espacios parquizados. El lago es aprovechado para la práctica de actividades náuticas como kayak, vela, canoa y remo, y asimismo por los amantes de la pesca, pudiendo obtenerse pejerreyes. En el centro del lago puede observarse el Geiser, un surgente artificial cuya función es oxigenar el agua contenida por el dique.



En este paseo y sus alrededores se encuentra el Mercado Artesanal, el Parque Soñado de los Niños –con juegos infantiles-, el Paseo Mapuche e incluye además parrillas al aire libre, locales gastronómicos y un balneario con piletas.



Desde el mismo circuito se puede acceder por un camino ascendente y serpenteante hasta el Monumento a Don Quijote y Sancho Panza, dos esculturas en hierro realizadas por artistas locales; es muy lindo lugar para ver la ciudad, el campo y las sierras. Al finalizar el recorrido se encuentra la escultura El Fundidor, realizada con materiales de fundición y que rinde homenaje a los trabajadores que contribuyen al desarrollo de la ciudad.



¿Cómo se llega? 
Se encuentra a aproximadamente 2 km del Centro de la ciudad, desde donde se puede llegar, entre otras posibilidades, por la pintoresca Av. Alvear. Recorren el lago las Av. Dr. Saavedra Lamas y Dr. Osvaldo Zanini. Se puede acceder en auto, a pie, en bici o moto, y también en colectivo (línea 500 –amarilla-).


PARQUE INDEPENDENCIA 
Una portada de granito de estilo romántico renacentista, donada por la colectividad italiana en 1923 con motivo del primer centenario de la ciudad, sirve de acceso al Parque. Ascendiendo por un camino de cornisa pavimentado en medio de árboles se llega a la cima a unos 290 mts de altura. También se puede acceder a pie por una escalera de granito. 


Este es sin dudas “el” mirador de Tandil, muy recomendable para visitarlo también de noche. Con ayuda de un visor panorámico se pueden ver con mayor detalle algunos de los atractivos de la ciudad.



Acá en la cima se encuentra el Castillo Morisco, donación de la colectividad española -también por el centenario de Tandil-, lugar donde se ubica la oferta gastronómica del paseo. También hay una escalinata que comunica el cerro con el Lago del Fuerte.



Desde la cima se puede acceder por una escalera para ver el monumento ecuestre al fundador del Fuerte de la Independencia, Martín Rodríguez, además de dos cañones de la misma época. En la base del cerro, sobre una de sus laderas, se ubica el Anfiteatro Martín Fierro, lugar donde en Semana Santa pueden verse las escenas de la Redención y donde se realizan distintos espectáculos a lo largo del año. En otra ladera se ubica el Jardín de la Paz, donde se encuentra el monumento al Descubrimiento de América.


 ¿Cómo se llega? 
Está a solo 10 cuadras del centro, accediendo por la intersección de la calle Rondeau y la Av. Avellaneda, desde donde se ve la portada de acceso. Se puede llegar en auto, moto, caminado o en bici (el lugar es ideal para estas dos últimas actividades), y también en colectivo (línea 500 –amarilla- y 501 –rojo-).


DIA 3

RESERVA NATURA SIERRA DEL TIGRE 

Sin duda la visita preferida de mis hijos, alucinaron en este lugar!  Debe su nombre a la cantidad de yaguaretés que antiguamente podían encontrarse. Esta Reserva Natural es un predio de 150 hectáreas de flora y fauna natural. Un recorrido de 3,5 km permite encontrar una sorprendente variedad de animales circulando en libertad, incluyendo especies como monos, zorros, zorrinos, carpinchos, ñandúes, pumas, gatos monteses, llamas, ciervos, aves y otros; además de una rica vegetación, pudiendo encontrar retamas, pinos, hierbas medicinales, entre otros. Se puede llegar hasta el Cerro Venado de 389 msnm.


Fue el lugar donde se ubicaba la antigua cantera municipal, por lo que también es posible ver cavas y construcciones en piedra. Alumnos de escuelas locales y visitantes frecuentan el lugar gracias a un programa educativo.



Puede recorrerse en auto o a pie (con ropa y calzados cómodos); esta última opción ideal para los amantes del trekking. En nuestro caso lo hicimos en auto, porque la reserva es realmente grande y no queriamos que la tropa desertara del recorrido  a mitad de camino…Se debe transitar siempre en silencio para no alterar ni espantar a los animales. 



¿Cómo se llega?
 
La Reserva está a 6 km de la ciudad, accediendo por Av. Don Bosco y Suiza (doblar a la izquierda desde la rotonda del Lago del Fuerte, tomar la Av. Don Bosco, doblar a la derecha en Suiza y recorrer 1300 mt. hasta llegar). 


PARQUE DEL BICENTENARIO 


Es un nuevo parque, inaugurado con motivo de los 200 años de la Revolución de Mayo. El paseo es un gran espacio verde de unos 35.000 m2, ubicado sobre la Av. López de Osornio. Cuenta con una senda aeróbica y peatonal –que se comunica con el Lago del Fuerte-, miradores naturales y áreas de descanso en medio de arboledas, todo esto con un fondo serrano como protagonista. 



¿Cómo se llega? Se ubica en la intersección de las Av. López de Osornio y Bolívar. También se puede acceder desde el Lago del Fuerte, tomando la Av. López de Osornio (de tierra) luego de la subida de la Av. Osvaldo Zanin


Entre el cielo y la tierra, sierras de por medio, las actividades ofrecen una variedad tan amplia como para que cada uno dé rienda suelta al instinto aventurero que alberga en su interior…y hasta donde se atreva.


Que opinas ? Dejame tu comentario !