A bordo

Este es un blog dedicado a mi amigo Sir Chandler, que ama este tipo de hallazgos en la web.
La comida de avión ha pasado a ser un tema de debate en los últimos tiempos. No se por que genera esa fascinación que hace que abandonemos el sueño que conseguimos, ni bien escuchamos el chirrido del carrito. Será por la emoción del viaje, por la curiosidad  de destapar las bandejitas o por el solo hecho de ocuparnos en una tarea para matar el tiempo…
Mi primer viaje en avión lo hice a los 8 años cuando con mis padres fuimos de vacaciones a las Cataratas del Iguazú. Volamos por Aerolíneas Argentinas, y recuerdo perfectamente los cubiertos de acero inoxidable y las servilletas de tela. Por esa misma época ochentosa mi Papá viajaba semanalmente a Brasil y la empresa VARIG le daba unos bolsitos tipo necesaire que contenía todo para su higiene personal: peine, cepillo para la ropa, afeitadora, espuma, jabón, cepillo y pasta de dientes y hasta un set de costura. Impensado para la seguridad aeroportuaria actual.
Con el tiempo subi a varios aviones por motivos de placer y trabajo y note como la calidad de todo iba decayendo. Al principio era “carne o pasta?” y últimamente en algunas aerolíneas directamente es menú único: unos fideos guiseros mas feos que los Luchetti, con una salsa insulsa y aguada.
Para estar mas atentos y saber que podemos comer a bordo, a alguien se le ocurrió (¿Esta todo inventado en la web?) crear este sitio web en donde viajantes de todo el mundo suben sus fotos y descripción de lo que comieron y hasta el usuario puede poner una calificación. Colocan la aerolinea, los datos del vuelo y un detalle de como resulto todo ¡ Pasen a desgustar…!